--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS

 
Pulp
Summercase 07 Fotos y crónicas
.
Jarvis Cocker
Jarvis Cocker (Pulp) y el compositor, pianista, rapero y productor canadiense  Chilly Gonzales unen fuerzas en este nuevo proyecto para Deutsche Grammophon.
‘Room 29‘ fue concebido originalmente como una pieza de teatro, sobre la legendaria  habitación 29 del hollywoodiense y controvertido Hotel Chateau Marmont.
Cocker escribió la pieza durante su estancia en esa habitación, inspirado por el piano de cola que ha sido testigo de innumerables dramas que ocurrieron allí.
Las historias de este hotel son tan legendarias que cualquiera con un poco de interés por el mundo del rock’ n’ roll habrá escuchado alguna historia sobre él.  James Dean saltó por una ventana para una audición de ‘Rebelde sin causa’, Judy Garland cantó en el piano de la entrada, Gram Parsons vivió allí una temporada, John Belushi sufrió una sobredosis en el bungalow número 3, Led Zeppelin metieron sus Harley Davidsons hasta el hall del hotel, Jim Morrison se descolgó por una de sus ventanas, el productor Rick Rubin vivió allí 9 meses, John Frusciante, vivió allí en 1996 desde donde bajo a los infiernos por culpa de las drogas y casi pierde su vida, Lindsay Lohan llegó al hotel tras su arresto por conducir bebida en 2007, Heath Ledger montó una fiesta en el hotel poco antes de morir…
Room 29 es la grabación de estudio de la pieza de teatro, melodías pegadizas, textos recitados e interludios para piano compuestos por Chilly Gonzales y letras de Jarvis Cocker.
Directos
17/18/19 March 2017: Hamburg Kampnagel
23/24/25 March 2017: London Barbican
27/28/29 March 2017: Berlin Volksbühne
22-12-06 Barcelona, Razzmatazz
crónica por Xavier Gaillard - IndyRock
Fotos Tomás Ramos - IndyRock



Expectación en la sala Razzmatazz de Barcelona. El artífice de la canción en la que se basa el nombre del local está a punto de aparecer en el escenario. ¿Qué mejor que invitar al señor Cocker para rematar el aniversario de la sala?. El lugar se llena por momentos, en las primeras filas hay problemas de espacio. Esperando a que sean las diez en punto, la gente intenta hablar bajo la cruelmente intensa música (parece una sesión de discoteca). Un tipo con una máscara de Jarvis se pasea por la zona. Camisetas discretas con letras de las canciones del único álbum en solitario del artista (homónimo) cuelgan en la tienda. De repente, la pantalla situada encima del escenario se ilumina (y nos ofrece el tedioso filme de la celebración del aniversario). Asciende, y nos ofrece el campo de batalla al completo. 
Pronto aparecen los músicos, toman sus instrumentos. Como era de prever, no está Richard Hawley (que colaboró en el álbum), pero si el pulp-ista Steve Mackey en el bajo. Empiezan la carga con "Fat Children", aún sin Jarvis entre ellos. Cuando éste aparece, la sala explota aclamando. Jarvis luce el aspecto clásico: camisa a cuadros, americana, enormes gafas, pelo revolucionado - "hola. my name's Jarvis" - y se lanza micrófono en mano ( ..last night I had a little altercation.. ). Es todo un showman, yendo arriba y abajo del escenario, relacionando lo que canta con gestos. En la siguiente hora asistimos a todo un repertorio de gracilidad física por parte del cantante, claramente consciente de su carisma (quizás demasiado inmerso en él). Pero no sólo eso: se muestra muy comunicativo con los asistentes, y especialmente inspirado humorísticamente. Al acabar el primer tema, se disculpa por su ignorancia del español ("Feliz Navidad", llega a decir) e introduce el siguiente, "Don't Let Him Waste Your Time", con media sala ya botando y coreando el pegajoso estribillo. Jarvis totalmente entregado ( ..you ain't getting no younger & you've got nothing to show so tell him that it's now or never and then go go go.. ), pseudo-bailando por el escenario. Se impresiona ante los gritos del público que celebran su nombre ("I bet you don't smoke", reconoce ante un vibrante bramido) y reflexiona sobre la temporada navideña: ¿no deberíamos (el público) levantarnos temprano para consumir el día siguiente?¿Mejor acabar pronto? Claro que no.. tocarán hasta las cuatro de la madrugada y mañana estaremos demasiado cansados para comprar y se irá todo al traste. Paranoias cockerianas.
El cantante coge la guitarra acústica para "Heavy Weather" (sólo la volverá a utilizar una vez más en todo el show) - aun y sin brincar libremente sigue siendo igual de magnético (la iluminación lo acompaña atmosféricamente). Siguen otras canciones del álbum, precedidas de comentario - utiliza los dos extremos de la sala para definir "From Auschwitz to Ipswich" e intenta amenizar un título tan radical como "I Will Kill Again". Esta última la canta muy estático y emocional ( ..so come on, serenade me on your acoustic guitar..  ). Coge el soporte del micrófono, lo sube y baja como si estuviera sacando agua. El gesto sorprende al público, pero tampoco demasiado, pues ya nos hemos acostumbrado a la espontaneidad de Jarvis. Otra de sus actos random consiste en preguntar si nos gusta el chocolate para, a continuación, sacarse tabletas del bolsillo y lanzarlas a su público. 
Para definir la siguiente canción, "Tonite", se monta una bizarra historia según la cual el contenido de la canción quizás nos incite a hacer ciertas cosas, como por ejemplo venir a verlo en vez de quedarnos en casa observando la constante lluvia... en cualquier caso, concluye que es un título muy aburrido para un tema, claro que su performance no lo es ( ..the first time it's alright: the future starts tonight.. ). Se saca la americana (el público enloquece) y continúa con "Disney Time". Alguien le lanza unos calzoncillos boxer, que lo entretienen un buen rato ("I'm not gonna put those on", afirma). Los acaba besando y colgando del soporte del micrófono (después los lanza felizmente al público). Anuncia "Black Magic" y suena la sample de "Crimson and Clover" en la oscuridad. Jarvis llega al clímax de su orgasmo escénico, acaba convulsionándose como un poseso por el escenario ( ..black magic ..yeah, yeah, yeah.. ), haciendo movimientos misteriosos con las manos y balanceando el micrófono (en algunos momentos su silueta con las gafas recuerda al David Byrne de "Once in a Lifetime" en Stop Making Sense), hasta que la canción termina en un caos musical que el cantante se encarga de cerrar despidiéndose de los asistentes. 
Por supuesto, la gente no abandona la sala, y la banda se ve obligada a regresar. Jarvis vuelve cigarrillo en mano (se agacha y lo ofrece a uno de los espectadores) y arrancan con "Cunts are still running the world", su voz acompañada del rítmico piano, las irónicas letras siendo coreadas por los asistentes ( ..in theory I respect your right to exist, I will kill you if you move in next to me.. ). Para finalizar, Jarvis comenta que nos ofrecerán una "canción vieja", y nos anima a cantar con el... satellites gone... up to the skies... con esa particular versión del "Satellites of Love" de Lou Reed, se despide de nosotros (deseándonos un buen 2007). 
Esto fue lo que se vivió: Jarvis no ha perdido ni una pizca de su personalidad. A muchos probablemente les pareciera excesiva su performance, a otros les entusiasmara a no poder más. Jarvis es Jarvis. Ésta es su música, ésta es su interpretación. Si no te acoplas a todo ello, es un show graciosillo, musicalmente sólido... pero si conectas plenamente, el concierto es aplastante.


Cuando en 2002 Jarvis Cocker anunció la disolución de Pulp, la escena musical (y, por supuesto, sus innumerables fans) se echó las manos a la cabeza. Después de más de 20 años como banda, cuando por fin disfrutaban del prestigio que siempre merecieron, Cocker decidía poner un punto y aparte a su carrera cansado de un status de rock star con el que siempre había soñado pero que, al hacerse realidad, resultó decepcionante. Se casó, se fue a París, tuvo un hijo y en el interludio formó una banda de electro clash subversivo, Relaxed Muscle, con la que editó un solo álbum,"A Heavy Nigh With" (03), ocultando su identidad bajo el pseudónimo de Darren Spooner. 
Veinte años antes, cuando estaba aún en el instituto, Jarvis Cocker había formado su primera banda, Arabacus Pulp, que rebautizada como Pulp acabaría convirtiéndose en buque insignia del brit pop. Antes de lograr el ansiado éxito, Jarvis tuvo que afrontar la indiferencia del público, cuando no de la crítica, la deserción de los miembros de la banda (¡en dos ocasiones!) y el reclutamiento de nuevos compañeros de viaje para mantener vivo su proyecto. Finalmente, el esfuerzo dio sus frutos y en 1994, con tres discos a sus espaldas "It" (83), "Freaks" (86) y "Separations" (92), y un recopilatorio de singles, "Intro"  (93),  Pulp se convertía en la banda del momento gracias al fantástico "His'n'Hers" y alcanzaba el cielo con el impecable "Different Class" (95). Resulta extraño pensar que hasta entonces el mundo no hubiera caído rendido ante el talento y el carisma de Cocker. Influido por el synth-pop y el rock glam de Bowie o Roxy Music, moviéndose entre la oscuridad new wave y la luminosidad pop, relatando con crudeza y sentido del humor la vida en los suburbios de una ciudad industrial como Sheffield, haciendo de la diferencia un orgullo, este dandi del proletariado inglés se convirtió en un auténtico icono capaz de ridiculizar a un mesiánico Michael Jackson en los Brit Awards y convertirse en el más atípico de los sex symbols.
Ahora, Jarvis Cocker debuta en solitario en el que sin duda es uno de los regresos más esperados de los últimos años. Presentándose simplemente como Jarvis, arropado por sus buenos amigos Steve Mackey (bajista de Pulp), Ross Orton (ex Fat Truckers) y el gran Richard Hawley (colaborador ocasional de Pulp), nos entrega un disco en el que nos habla de niños gordos asesinos, de mundos perfectos en universos paralelos o de los desequilibrios de nuestra sociedad, sin dejar nunca de ser ese tipo valiente que no tiene miedo de reírse de sí mismo. En lo musical, el disco se mueve en parámetros intimistas más cercanos a "We Love Life" (01) que a "Different Class", aunque Jarvis se permite incluso un inusual guiño guitarrero, 'Fat Children', y algún momento casi festivo ('Don't Let Him Waste Your Time', 'Black Magic'), en un disco que se crece a cada escucha con canciones tan redondas como 'Tonite', 'Heavy Weather' o 'Baby's Coming Back To me'. Con sorpresa final incluida (se aconseja mantener el disco en el reproductor después de 'Quantum Theory'), "Jarvis" nos devuelve a un Cocker tal vez más adulto pero aún capaz de sorprendernos. Después de verlo disfrazarse para tocar en Harry Potter, presentar documentales sobre arte o escuchar una canción inédita en su myspace (que volverás a escuchar), por fin nos llega un álbum completo de Jarvis y su presentación en uno de sus cuatro conciertos exclusivos en Europa. Lo estábamos esperando.
Jarvis Cocker debuta en solitario en el que sin duda es uno de los regresos más esperados de los últimos años. Presentándose simplemente como Jarvis, arropado por sus buenos amigos Steve Mackey (bajista de Pulp), Ross Orton (ex Fat Truckers) y el gran Richard Hawley (colaborador ocasional de Pulp), nos entrega un disco en el que nos habla de niños gordos asesinos, de mundos perfectos en universos paralelos o de los desequilibrios de nuestra sociedad, sin dejar nunca de ser ese tipo valiente que no tiene miedo de reírse de sí mismo. En lo musical, el disco se mueve en parámetros intimistas más cercanos a "We Love Life" (01) que a "Different Class", aunque Jarvis se permite incluso un inusual guiño guitarrero, 'Fat Children', y algún momento casi festivo ('Don't Let Him Waste Your Time', 'Black Magic'), en un disco que se crece a cada escucha con canciones tan redondas como 'Tonite', 'Heavy Weather' o 'Baby's Coming Back To me'. Con sorpresa final incluida (se aconseja mantener el disco en el reproductor después de 'Quantum Theory'), "Jarvis" nos devuelve a un Cocker tal vez más adulto pero aún capaz de sorprendernos. Después de verlo disfrazarse para tocar en Harry Potter, presentar documentales sobre arte o escuchar una canción inédita en su myspace (que volverás a escuchar), por fin nos llega un álbum completo de Jarvis
http://www.myspace.com/jarvspace 

 


INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO







VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine



.



--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es