--
.



* PÁGINAS Y AGENDAS

 
 
.
Itch

‘Manifesto Part 1: How To Fucking Rule At Life’ (“Manifesto Parte 1: Como Coño Triunfar En La Vida”)

Tras versos reivindicativos llenos de lírica nos trae Itch su EP. La clave está en el nombre de este debut discográfico que dará mucho que hablar. El estar en un segundo plano no es el papel de Itch, y así lo hemos visto a lo largo de su carrera musical. No es un disco individualista, Itch requiere a los oyentes  que muestren un poco de consideración por sus vecinos: que suban el volumen así  lo pueden escuchar ellos también.

Con más de cuatro discos a sus espaldas y de siete años con The King Blues – uno de los mejores grupos londinenses desde la era de los Sex Pistols y Elvis Costello & The Attractions – Itch era líder y accionista mayoritario de un grupo que era tanto excitante como inevitablemente inestable. Pero si el grupo ahora se ha disuelto, la música que ellos crearon sigue sonando hoy como la sirena de una planta de energía nuclear. Seis meses antes de que Londres, una de las ciudades más vibrantes del mundo, se convirtiera en sí misma en un baile de fuego y frustración en Agosto del 2011, Itch se volvió profeta más que compositor, cuando en la canción ‘We’re Fucking Angry’ (“Estamos Jodidamente Enfadados”) declaró “this is class war, this is class war, it’s what we wear our hoods and our masks for” (“esto es una  guerra de clases, esto es una  guerra de clases, es eso por  lo que  llevamos nuestras capuchas y mascaras”). Como observó el escritor Greil Marcus, para hacer música política auténtica se tienen que decir cosas que no les gusta escuchar a la gente decente.

Los ritmos y letras  de Itch están influenciados por Londres y en general por Inglaterra, lugares que lo entienden, y que él entiende. Temas como “From the fiery pits of Camden Town to the Elephant & Castle underground” (“De las llamas de Camden Town al metro de Elephant & Castle” – estaciones del metro Londinense), o ‘Save The World Get The Girl’ (“Salva Al Mundo, Consigue A la Chica”) llaman a la acción a aquellos que creen en él.

Itch es alguien que entiende que a veces las cosas tienen que cambiar. Así fue que en 2012 el compositor dejó de The Kings Blues, dejando a miles de sus seguidores pensando que les habían robado algo o simplemente con ganas de romperle la cabeza. Cuando todos sus oyentes temían que el espíritu político de The Kings Blues había desaparecido con la ruptura del grupo, el cantante londinense vuelve más reivindicativo que nunca como artista independiente. Itch complace a sus compatriotas de ideales y sentimientos con letras como “London is burning, London is burning” (“Londres está ardiendo, Londres está ardiendo”), canta él en ‘London’s Burning’, añadiendo que “we don’t give a fuck; barricade the roads, the city’s run out of luck” (“nos importa un carajo; paralizar las calles, a la ciudad se le agoto la suerte”). Suerte, posible; energía, nunca. Itch es un compositor Londinense tan seguro como Ray Davis de The Kinks o Joe Strummer de The Clash.

En el segundo verso de la canción cambia la narración de un aviso radiante  de una ciudad incendiada a  la visión de  toda una primera línea de policía. En una canción previa, ‘Let’s Hang The Landlord’ (“Vamos a colgar al dueño”), Itch opinó que “all coppers are bastards” (“todos los policías son cabrones”). Cuatro años más tarde, la desconfianza del poder público permanece – como se debe – pero el arte se ha desarrollado y mejorado tanto que las fuerzas de la autoridad también se convierten en humanos.

“Yo conocí a Itch por primera vez cuando estaba sentado en la acera fuera del Highbury Garage en 1999”, recuerda su contemporáneo Frank Turner. “En esta época ya era conocido en la escena. Claramente era un alma cándida y era divertido quedar con él. Muchos años más tarde yo me encontré compartiendo el cartel con The King Blues y estaba intentando sacar de donde conocía su cara, y de repente  recordé. Fue muy bueno ver que este chaval se había hecho tan buen cantante, líder del grupo y  con una gran fuerza. Compartimos muchos más escenarios  juntos, y me imagino que lo haremos por muchos más años .”

“Yo sé que hace solo seis meses desde que mi último disco salió” dice Itch – hablando del disco de The King Blues ‘Long Live The Struggle’ (“Larga Vida a la Lucha”) inaugurado a título póstumo – “y que de verdad no es mucho tiempo, pero a mí me parece una eternidad. Estos dos últimos años he estado repartiendo mi vida entre Londres y Los Ángeles. Pero ha sido una época muy productiva. He escrito muchas canciones. Tengo suficiente para un disco, un par de EPs y más o menos 20 B-sides! En lo que se trata de creatividad, ha sido mi experiencia más maravillosa.”

Seis mil millas y ocho horas de diferencia horaria lejos de casa, Itch también pudo pedir la colaboración de algunos músicos que admiraba desde los días en los que él vivía de ocupa en Clapham. En la cabeza de esta  lista estaba el nombre de Tim Armstrong, líder del rítmico inexorable grupo de punk Rancid. Uno de los tópicos  mas verdaderos es el de no intentar conocer a tus héroes. Por fortuna para Itch, Tim Armstrong era precisamente el tipo de hombre que él deseaba que fuera. Porque? Por muchos motivos – talento, carisma, cordialidad – pero lo que sorprendió al Inglés fue que Armstrong llegó al estudio en autobús.

A partir de allí, los dos entraron en el estudio y grabaron la canción ‘Bruises’ (“Contusiones”). “I’m covered in bruises” (“Estoy cubierto de contusiones”), cantan la pareja –  siendo la música sublime por la producción animada y colorida de John Feldmann – añadiendo que esas contusiones  son “purple and blue, I’ve got the scars to prove what I’ve been through” (“purpura y azul, tengo las heridas para demostrar lo que he vivido”). La memoria de esos está acompañada de  una música que se balancea con el aire distraído, a veces despreocupada de los que nunca se entregarán. Esto lo confirman cuando los dos dicen a la gente que los escuchan que ellos “refuse to be forgotten” (“rechazan  ser olvidados”).

La llegada de nuevas canciones de Itch se irá descubriendo a lo largo de este 2013 donde presentará elementos punk, pop, reggae, folk, dubstep y dance. Deshacerse del pasado ha sido la mejor fórmula para crear algo nuevo. En lugar de un grupo que había explorado hasta los límites de su propio modelo, y cada vez más inseguro a romper estos límites, ahora es solo uno, un hombre que se siente emancipado e inspirado a la vez. Más que nunca, Itch tiene el control absoluto sobre su ambiente. Rodeado por una delicadeza lirica intrépida y floreciente, su primer EP con cuatro canciones  es solo el entrante de una copiosa comida. El lanzamiento de Itch como artista independiente, con los únicos obstáculos, los límites de su propia incansable imaginación, es un desarrollo que se hace cargo de preparar el escenario para la llegada de uno de los compositores  más auténticos de Gran Bretaña.


www.itchsmixes.com


INDYROCK * SERVICIOS MUSICALES
Productoras
Estudios
Locales de ensayo
Salas de conciertos
Tablón de anuncios
Concursos
Academias de música
Realización de clips

IndyRock * Latinoamérica 
INDYROCK * INICIO






VÍDEOS DE DIRECTOS
Archivo histórico de IndyRock Magazine



Escucha el tema "Diplomat", de Manifesto Pt.2: We’re All In The Gutter’  - Itch
.


--
 
Copyright IndyRock ©
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web...
Leer más y Política de privacidad
 
Contenidos informativos
Agenda de conciertos
Concursos
Noticias
Productoras
Tablón de anuncios... y + Más

Revista electrónica creada en 1997
Home * Portada
Servicios publicitarios
Créditos | Qué es IndyRock
info@indyrock.es

Naturaleza  y divulgación científica
waste.ideal.es
Dirección y edición
waste@diarioideal.es